12 de marzo: Día Mundial del Glaucoma el "ladrón silencioso de la visión"
17379
post-template-default,single,single-post,postid-17379,single-format-standard,theme-bridge,bridge-core-3.1.2,qode-quick-links-2.1,woocommerce-no-js,qode-page-transition-enabled,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1200,columns-4,qode-theme-ver-30.2,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-7.1,vc_responsive
día mundial del glaucoma

DIA MUNDIAL DEL GLAUCOMA

12 de marzo: Día Mundial del Glaucoma

¿QUÉ ES EL GLAUCOMA?

El glaucoma es una enfermedad que daña el nervio óptico, produciendo una disminución del campo visual. Generalmente se produce cuando se acumula un exceso de humor acuoso (fluido que se encuentra dentro del ojo) entre la córnea y el iris. Esto hace que aumente la presión en el ojo y daña el nervio óptico.
El glaucoma es la causa principal de ceguera en personas mayores de 60 años. Por esto es muy importante realizar revisiones anuales, para tratarlo de forma precoz.

¿QUÉ CAUSA EL GLAUCOMA?

El ojo produce humor acuoso constantemente. A medida que fluye nuevo humor acuoso en el ojo, debe drenarse la misma cantidad. El fluido se drena a través de un área llamada ángulo de drenaje. Este proceso mantiene la presión en el ojo (llamada presión intraocular o PIO) estable. Sin embargo, si el ángulo de drenaje no está funcionando correctamente, el fluido se acumula. La presión interior del ojo aumenta y esto daña el nervio óptico.
El nervio óptico está compuesto por más de un millón de fibras nerviosas pequeñas. Es similar a un cable eléctrico compuesto por muchos alambres pequeños. Cuando estas fibras nerviosas mueren, se desarrollan puntos ciegos de la visión. Puede que no note estos puntos ciegos hasta que hayan muerto la mayoría de las fibras del nervio óptico. Si todas las fibras mueren, se quedará ciego.

Por éste motivo es importánte destacar

TIPOS DE GLAUCOMA

Existen tres tipos de glaucoma:

– Glaucoma crónico de ángulo abierto:

Este es el tipo más común de glaucoma. Se produce gradualmente, cuando el ojo no drena el humor acuoso como debería. Como resultado, la presión del ojo aumenta y empieza a dañar el nervio óptico. Este tipo de glaucoma no es doloroso y no causa ningún cambio en la visión al inicio.
Es importante realizarse exámenes oculares frecuentes para detectar indicios tempranos de daño en el nervio óptico.
El glaucoma de ángulo abierto no presenta signos de advertencia ni síntomas obvios durante las primeras etapas. A medida que la enfermedad progresa, se desarrollan puntos ciegos en la visión periférica (lateral).
La mayoría de las personas con este tipo de glaucoma no notan ningún cambio en su visión hasta que el daño es bastante grave. Es por eso que al glaucoma se le llama “ladrón silencioso de la visión”. Mantener un plan de revisiones regulares de la visión puede ayudar a descubrir la enfermedad antes de que se pierda la visión.

– Glaucoma de ángulo cerrado o de ángulo estrecho:
Este tipo se produce cuando el iris está muy cerca del ángulo de drenaje en el ojo. El iris puede bloquear el ángulo de drenaje. Cuando el ángulo de drenaje queda bloqueado completamente, la presión ocular aumenta rápidamente. Esto se llama ataque agudo. Se trata de una verdadera emergencia ocular y debe acudir de urgencia al oftalmólogo; de lo contrario, pudiera quedarse ciego.
Estos son los signos de un ataque agudo de glaucoma de ángulo cerrado:
– Visión borrosa repentina.
– Dolor intenso en el ojo.
– Dolor de cabeza.
– Dolor de estómago (náuseas).
– Vómitos.
– Ve anillos o aureolas de arcoíris de color alrededor de las luces.

Muchas personas con glaucoma de ángulo cerrado lo desarrollan lentamente. A esto se le denomina glaucoma de ángulo cerrado crónico. Al principio no se presentan síntomas, por lo que no saben que lo tienen hasta que el daño es grave o sufren un ataque.
El glaucoma de ángulo cerrado puede causar ceguera si no se trata de inmediato.

 

– Glaucoma de tensión normal:
Las personas con este tipo de glaucoma tienen una presión intraocular dentro de los parámetros normales, pero muestran signos de glaucoma como puntos ciegos en el campo de la visión y el nervio óptico dañado.

 

Algunas personas no muestran señales de daño, pero tienen una presión intraocular más alta de lo normal, llamada hipertensión ocular. Estos pacientes se consideran “sospechosos de glaucoma” y tienen un mayor riesgo de desarrollar glaucoma. Deben ser cuidadosamente evaluados.

¿QUÉ ES LA HIPERTENSIÓN OCULAR?

La hipertensión ocular sucede cuando la presión dentro del ojo (presión intraocular o PIO) es más alta que la normal.
La presión del ojo se mide en milímetros de mercurio (mm Hg). Generalmente, la presión ocular se considera normal entre 12 y 22 mm Hg.
La hipertensión ocular es diferente al glaucoma, pero el glaucoma puede estar causada por una presión intraocular alta. En personas con hipertensión ocular, el nervio óptico parece normal y no se encuentran señales de glaucoma durante un examen del campo visual, el cuál evalúa la visión lateral periférica. Sin embargo, los pacientes con hipertensión ocular se consideran “sospechosos de glaucoma”, lo que significa que deben ser evaluados de cerca por un oftalmólogo para asegurarse de que no se desarrolle glaucoma.
La presión intraocular se eleva lentamente con la edad, de igual manera que el glaucoma se hace más común a medida que se envejece.

¿QUIÉN ESTÁ EN RIESGO DE DESARROLLAR GLAUCOMA?

Algunas personas corren un mayor riesgo:
– mayores de 40 años
– tienen antecedentes familiares de glaucoma
– tienen presión intraocular alta
– tienen hipermetropía o miopía
– sufrieron una lesión en el ojo
– tienen córneas delgadas en el centro
– sufren de estrechamiento del nervio óptico
– tienen diabetes, migrañas, mala circulación de la sangre u otros problemas de salud que afectan a todo el cuerpo.

EVITA EL GLAUCOMA MEDIANTE UNA REVISIÓN OCULAR

60 millones de personas en el mundo podrían haberlo hecho. Es esencial detectar el glaucoma en sus estadíos iniciales. Con un diagnóstico temprano los casos de ceguera pueden evitarse hasta en un 95%.
El glaucoma está ganando rápidamente una reputación como el “ladrón silencioso de la visión”, tanto en Europa como en todos los países desarrollados y emergentes del mundo. El día 12 de marzo es reconocido internacionalmente como el Día Mundial del Glaucoma, y es una oportunidad para crear conciencia sobre esta grave enfermedad ocular, evitable mediante una detección precoz.

EN OPTICONFORT CUIDAMOS DE TU VISIÓN

En nuestros centros de Parla y Barrio de la Concepción, disponemos de tonómetro de última generación que toma su presión intraocular de una manera sencilla y rápida. Además de realizar una completa revisión de su vista.

Pida su cita, no espere más.

 

 

Simulador de glaucoma: https://www.aao.org/salud-ocular/enfermedades/glaucoma-simulador-de-vision

Sin comentarios

Envía un comentario